Good Contents Are Everywhere, But Here, We Deliver The Best of The Best.Please Hold on!
Your address will show here +12 34 56 78
ABS, Diccionario, FDM, Glosario, Impresión 3D, PLA

Aquí encontrarás las definiciones de todas las palabras y términos en español y en inglés vinculados con la Impresión 3D. Un diccionario completo y útil actualizado continuamente.
 
En este artículo te presentamos todas las palabras con las letras A y B. Para ver otras definiciones hay que hacer clic sobre la letra correspondiente.
 
Letras: ABCD – E – F – G – H – I – J – K – L – M – N – O – P – Q – R – S – T – U – V – W – X – Y – Z
 
A
 
ABS: Es uno de los materiales de filamento para impresión 3D por FDM más comunes, junto con el PLA. Se trata de un termoplástico proveniente del petróleo. Las siglas ABS son de Acrilonitrilo Butadieno Estireno, lo cual es un polímero amorfo resultante de la emulsión o polimerización en masa de acrilonitrilo y estireno en presencia de polibutadieno.
Propiedades:
Funde a una temperatura relativamente sencilla de alcanzar (240ºC).
Es soluble en acetona, lo cual permite suavizar la superficie de la pieza impresa.
Una vez impreso es duro y resistente a los impactos.
Las piezas pueden lijarse y agujerearse.
Se deteriora ante la exposición a los rayos UV.
No es biodegradable (aunque se está experimentarlo para lograrlo), pero puede ser reutilizado.
 
ABS Juice: Es un líquido que se realiza de manera casera mezclando acetona con filamento ABS con una proporción aproximada de 10 mm de filamento por cada 10 ml de acetona. Se utiliza para mejorar la adherencia de las piezas sobre la cama, aplicando una delgada capa de ABS Juice del mismo color que la pieza sobre la base antes de comenzar la impresión.
 
ABS Slurry: Es un líquido denso que se realiza de manera casera mezclando acetona con filamento ABS con una concentración de plástico mayor que en el ABS Juice. Se utiliza para mejorar la adherencia de las piezas sobre la cama, aplicando una delgada capa de ABS Slurry del mismo color que la pieza sobre la base antes de comenzar la impresión. Su mayor densidad con respecto al ABS Juice lo hace óptimo para piezas de gran tamaño.
 
Additive manufacturing: Significa “fabricación aditiva”. Consiste en la formación de objetos 3D mediante el agregado de sucesivas capas de material a fin de formar una pieza con volumen. Es un tipo de fabricación que puede realizarse con muchos tipos de materiales diferentes y es más rápida que las técnicas convencionales de manufactura. Al combinarse con las herramientas digitales de producción se puede obtener una alta precisión. Incluye, entre otros, los siguientes procesos: estereolitografía, modelado por deposición fundida (FDM), sinterizado selectivo por láser, aglutinador de inyección a tinta, fotocurado por inyección de resina, manufactura de objetos laminados.
 
Alias: Es un software CAD de Autodesk.
 
AMF: Es un formato de archivo diseñado para admitir procesos de fabricación aditiva, como la impresión en 3D. Sus siglas provienen de Additive Manufacturing File. Además de la geometría del modelo, los archivos AMF aportan mucha información acerca del modelo que se imprime, el cual no requiere posprocesamiento para definir datos como la posición del modelo en relación con la impresora 3D, la orientación, los colores, los materiales, etc.
 
Artifact: Es un objeto que se imprime al mismo tiempo que la pieza en impresoras 3D por FDM de doble cabezal o Dual PRO. Su función es actuar como objeto de transición para limpiar la boquilla en los cambios de incandescencia.
 
B
 
Base de impresión: En inglés se la conoce como “bed”. En impresoras 3D por FDM, es una superficie lisa y nivelada donde se asienta la pieza. Se utiliza como punto de inicio para la impresión, depositando la primera capa de filamento sobre ella. Algunas impresoras tienen incorporada una cama caliente o “heat bead” sobre la base de impresión.
 
Bed: En impresoras 3D por FDM, es una superficie lisa y nivelada donde se asienta la pieza. Se utiliza como punto de inicio para la impresión, depositando la primera capa de filamento sobre ella. Algunas impresoras tienen incorporada una cama caliente o “heat bead” sobre la base de impresión.
 
Belt o toothed gear belt: Es una correa dentada que se utiliza en las impresoras 3D para transferir el movimiento de los motores a otras partes de la máquina junto con las poleas.
 
Binder Jetting: Es una forma de impresión 3D que se usa principalmente para realizar piezas con materiales cerámicos (como yeso y arena) y con metales (acero, cobalto, cromo, aluminio y cobre). En comparación con FDM / FFF, este proceso requiere técnicas posteriores de procesamiento. El sistema funciona con unos cabezales similares a los de una impresora de tinta que depositan gotas minúsculas de un agente aglutinante que pega los pequeños granos de polvo de material que se disponen en una cama. Una vez que se ha realizado la impresión en una capa se dispone una nueva capa de material en polvo sobre la anterior y se procede a imprimir con esta ‘tinta’ adhesiva. Tras el proceso completo se dispone de una pieza sólida gracias a la acción adhesiva del agente aglutinante y el resto del polvo permanece intacto y puede retirarse con facilidad, generalmente por aspiración y soplado de aire.
 
Blender: Es un software de modelado 3D.
 
Bobina: En inglés se le dice “spool”. Es el soporte del rollo de filamento plástico que se usa en las impresoras 3D por FDM.
 
Boquilla: En inglés se la conoce como “nozzle”. En impresoras 3D por FDM, es una punta de metal (generalmente de bronce) con un agujero por el que sale el material derretido. El diámetro del agujero de la boquilla, que suele ser de 0,4, determina el grosor del hilo de filamento que se deposita.
 
Borde: En inglés se lo conoce como “brim”. Es una técnica que se utiliza en impresión 3D por FDM para mejorar la sujeción a la cama y de esa manera evitar el warping y el despegado de las piezas. Consiste en crear un borde de pocos milímetros alrededor del perímetro de la pieza. Se emplea cuando la temperatura de la cama no es la ideal o cuando no se está utilizando laca, ABS Juice o ABS Slurry. Una vez impresa la pieza hay que eliminarlo, pero esto es más fácil de hacer que cuando se usa raft.
 
Bridging: En español se los llama “puentes”. En un proceso de impresión 3D por FDM, son las partes del objeto impreso que no tienen ningún soporte que las contenga. La impresora extruye en el aire, sin apoyar el material sobre una capa anterior. En el software de corte o laminado (slicer) se pueden definir cuáles serán los puentes durante la impresión para aminorar la velocidad y bajar la temperatura de extrusión en esas partes y evitar así que se caiga el material.
Bridging: En español se los llama “puentes”. En un proceso de impresión 3D por FDM, son las partes del objeto impreso que no tienen ningún soporte que las contenga. La impresora extruye en el aire, sin apoyar el material sobre una capa anterior. En el software de corte o laminado (slicer) se pueden definir cuáles serán los puentes durante la impresión para aminorar la velocidad y bajar la temperatura de extrusión en esas partes y evitar así que se caiga el material.
Brim: Significa “borde”. Es una técnica que se utiliza en impresión 3D por FDM para mejorar la sujeción a la cama y de esa manera evitar el warping y el despegado de las piezas. Consiste en crear un borde de pocos milímetros alrededor del perímetro de la pieza. Se emplea cuando la temperatura de la cama no es la ideal o cuando no se está utilizando laca, el ABS Juice o ABS Slurry. Una vez impresa la pieza hay que eliminarlo, pero esto es más fácil de hacer que cuando se usa raft.
 
Buildtak: Es una lámina de plástico que se incorpora a la base de impresión en las impresoras 3D por FDM. Su función es facilitar la adherencia del filamento a la base, garantizando que la pieza no se despegue durante la impresión. Se elimina fácilmente al concluir el proceso de impresión. Suele reemplazarse por fijador para el cabello.

0

ABS, FDM, Filamento, Impresión 3D, PLA

En impresión 3D por FDM (Modelado por Deposición Fundida) la oferta de filamentos es variada. El material se debe seleccionar en función del equipo que se va a utilizar y de la pieza que se pretende imprimir.
 
La calidad del insumo será clave para obtener una pieza correcta: un buen filamento debe poseer un diámetro uniforme y una densidad y color constantes en todo su largo. Asimismo, no debe poseer impurezas ni burbujas.
 
Por otro lado, la absorción de humedad perjudica las propiedades del material, por lo que es importante almacenar el rollo correctamente (preferentemente sellado y con productos absorbentes de humedad).
 
Además de la calidad, cada material ofrece distintas propiedades de dureza, transparencia, conductividad, etc. y posee parámetros de temperatura específicos que se deben definir durante el momento de laminado (slicer) de la pieza.
Otro parámetro importante a tener en cuenta es el diámetro del filamento. Los de uso más extendido son de 3 mm y de 1,75 mm.
 
Los filamentos más comunes en FDM son el ABS (acrilonitrilo butadieno estireno) y el PLA (ácido poliláctico), que se comercializan con una amplia oferta de colores.
 
Características del ABS y el PLA
 

El ABS tiene un punto de fusión alto, por lo que una vez impreso resiste altas temperaturas y se puede utilizar para fabricar cosas que estén sometidas al calor, como contenedores de líquidos calientes.
 
Se extruye a unos 230/260 grados y requiere que la impresora sea de cama caliente.
 
Hay que tener en cuenta que al llegar al punto de fusión el ABS desprende gases que pueden ser nocivos en concentraciones altas, por lo que debe garantizarse la buena ventilación del lugar de trabajo.
 
Ventajas del ABS
 
Además de su alta resistencia al calor, el ABS es resistente a los golpes y a la vez tiene cierta flexibilidad. Otras ventajas del ABS son que se puede mecanizar, pulir, lijar, limar, agujerear, pintar, pegar, etc. con gran facilidad.
Todo esto hace que sea el material perfecto para aplicaciones industriales.
 
El PLA, en cambio, se emplea menos en la industria y su uso en general aún no está tan extendido. Comparado con el ABS es un material de origen más “natural”, ya que está hecho a base de maíz. Sin embargo, hay que tener en cuenta los procesos químicos de confección del material y las posibilidades de reciclaje. Las chances de reciclaje del ABS están creciendo recientemente, por lo que hoy se considera que este material es más ecológico que el PLA (siempre y cuando se lleve a cabo el reciclaje reutilizando los sobrantes y las piezas defectuosas para hacer nuevos filamentos).
 
¿Cuáles son las ventajas del PLA con respecto al ABS?
 
Por un lado, el PLA no emite gases nocivos, por lo que puede haber varias impresoras funcionando en un lugar cerrado. Por otro lado, no requiere sí o sí una base caliente, lo que amplía las posibilidades de ser usado con todo tipo de impresoras 3D por FDM.
 
En cuanto a inconvenientes, el PLA no resiste altas temperaturas, ya que se empieza a descomponer a partir de los 50/60 grados. Y no es tan práctico durante el postproceso porque es más complicado para pintar y pegar.
Hablando de precios, ambos filamentos tienen un costo de mercado similar.

 
Aquí hay más información sobre filamentos de PLA y ABS.
 
 
Fuentes: Manual Básico FDM i3 del INTIIMPRESORAS3D.COM

0

3Drag, Chocolate, FDM, Holanda, Impresión 3D, Pascuas, Xoco

¿Por qué se está incursionando en la impresión 3D con chocolate?
 

El chocolate es una de esas cosas que no necesita valerse de formas nuevas o envoltorios llamativos para atraernos. Basta con enfrentarnos a una sencilla tableta rectangular cubierta con papel aluminio para que queramos comerla. Porque anticipamos su sabor y la sensación de bienestar que produce comerlo.
 
Pero un poco de creatividad en su forma y su envoltorio, y otro poco de combinación de colores y sabores, seguramente suman interesados y hace que se anoten como voluntarios aquellos que no habían sucumbido tan rápidamente ante la tableta tradicional.
 
La impresión 3D con chocolate es a la vez un acto artístico y comercial.
 
chocolate impreso en 3D
 
Una clásica impresora 3D por FDM ideada para plástico puede ser usada para imprimir chocolate. Una de ella es la 3Drag, que permite reemplazar el extrusor original por uno que cumple la misma función que una manga de pastelería o una jeringa llenas de chocolate. De esa manera, se pueden hacer diseños precisos como letras o líneas rectas y curvas que no podrían lograrse a mano.
 
La impresora mantiene el chocolate derretido a una temperatura lo suficientemente alta como para que salga por la boquilla pero no tanto como para alterar sus propiedades.
 

 
En Holanda se está probando un prototipo de impresora 3D que crea piezas de chocolate con formas complejas. El diseño de la máquina difiere del que solemos conocer, ya que fue pensada para encajar mejor en una cocina y ser bien recibida por el ambiente culinario. La impresión sucede a la vista dentro de una cúpula transparente que mantiene aislado el alimento para que no se ensucie a la vez que permite seguir todo el proceso.

0

All3DP, FDM, Impresión 3D, Impresoras 3D, Israel, Micron3DP, Video, Vidrio

La compañía israelí de tecnología de impresión 3D Micron3DP ha dado los primeros pasos para estandarizar la impresión 3D de vidrio.
 
En 2015 la impresión 3D con vidrio era aún un proceso difícil. Estaba limitado a formas simples y bajas resoluciones. Si bien había filamentos semejantes al vidrio que ofrecían impresiones transparentes y fuertes, en la práctica no terminaban de ser realmente eficientes.
 
Hoy vemos que Micron3DP ha hecho grandes progresos en este campo. Recientemente, anunció que ha instalado varias versiones Alpha de su propia impresora 3D de vidrio.
 
Eran Gal-Or, CTO de Micron3DP explica:
 
“Estamos mejorando constantemente nuestra tecnología de impresión 3D con vidrio. Y estamos orgullosos de estar operando las primeras impresoras Alpha en nuestras instalaciones con la capacidad de imprimir partes complejas de alta resolución con un espesor de capa tan bajo como 100 micrones”.
 
Las impresoras de Micron3D usan un proceso muy similar al FDM (modelado por deposición fundida). La única diferencia es que el extrusor es realmente muy caliente. Se necesita una temperatura extremadamente alta para extruir el vidrio fundido.
 
Para ser exactos, el borosilicato y la cal sodada extruyen a alrededor de 1000 grados centígrados. El área de impresión mide 200 x 200 x 300 mm. Aparentemente, el tiempo de impresión es comparable al de una típica impresora 3D por FDM.

 

 

Aplicaciones posibles del vidrio impreso en 3D
 
Al ser uno de los materiales más comunes hechos por el hombre, los beneficios de usar vidrio están bien documentados. Por ejemplo, es un elemento básico de la industria médica y química gracias a su resistencia al calor y a los productos químicos. Además, es fácilmente esterilizable y biocompatible.
 
Esas ventajas no se pierden sino que se mantienen al estar impreso en 3D.
 
Además, con las posibilidades que facilita la impresión 3D de hacer formas muy detalladas con pocos errores, podríamos estar ante una nueva era de estructuras complejas de vidrio.
 
Al menos, eso es lo que parece al leer lo que dice el CEO de Micron3DP, Arik Bracha: “Estamos seguros de que hay muchos usos que están a la espera de ser explorados. Estamos abiertos a cualquier idea que provenga de ingenieros, diseñadores, artistas y otros profesionales que vean el gran potencial de esta nueva tecnología”.
 
Micron3DP actualmente opera varias versiones Alpha de sus impresoras en su base de Israel y ha expresado su intención de iniciar la próxima fase antes de finales de 2017.
 
 

Artículo traducido de All3DP.

0

Acabado, All3DP, Calidad, FDM, Impresión 3D

Acabado Químico de Fusión (Chemical Melting Finishing)
 
¿Te resulta cansador perder horas puliendo y perfeccionando una pieza rugosa? Investigadores de la Universidad Waseda de Japón han desarrollado una forma rápida de mejorar drásticamente la superficie de las piezas impresas en resina.
 
Kensuke Takagishi y Shinjiro Umezu están detrás de este progreso. Ambos son de la Facultad de Ciencias e Ingeniería de la Universidad Waseda, Departamento de Ingeniería Mecánica Moderna.
Juntos han estado trabajando para resolver el problema que ellos llaman “superficie con nervaduras”. Ese inconveniente ocurre cuando la apariencia de la pieza es rugosa debido a los surcos que forman las capas.
 
El Acabado Químico de Fusión ofrece rigidez estructural y una textura mucho más lisa. Además, según los investigadores tiene bajo costo y es menos complejo que otras técnicas de post-producción. Los solventes químicos utilizados son completamente seguros para ser manipulados y no producen residuos peligrosos.
 
La investigación se llevó a cabo con impresiones 3D obtenidas a partir de modelado de fusión por deposición. Es decir, FDM. Se eligió esta técnica porque es la más extendida a nivel doméstico y es relativamente asequible.
 
Acabado Químico de Fusión (Chemical Melting Finishing) Japón 3D

 

¿Podría este método reemplazar a otras formas de mejorar el acabado?
 
Seguramente ya conoces algunas formas de suavizar la superficie de las piezas que imprimes. Lijar y pulir las piezas son dos de las técnicas de acabado más populares usadas para reparar las áreas más ásperas.
 
Otra opción es usar solventes para derretir las rugosidades y así suavizar la superficie. Sin embargo, esta técnica implica grandes cantidades de solventes inflamables que podrían ser dañinos si no se toman las medidas necesarias.
 
El Acabado Químico de Fusión fue desarrollado y testeado para hacer este proceso más fácil y seguro. La herramienta usada para este nuevo método de acabado se asemeja a una lapicera que en su interior tiene solvente. Al “pintar” la superficie se van alisando las imperfecciones por donde se pasa la punta de la lapicera.
 
Con este método es posible suavizar únicamente las áreas necesarias en lugar de someter a la pieza completa a un proceso químico que podría modificar la totalidad del objeto. De esta manera se mejora la calidad de la superficie a la vez que se generan menos residuos. Asimismo, se reducen los riesgos de inhalación de químicos peligrosos, ya que la lapicera utiliza menos solvente que otras técnicas.
 
Los investigadores aseguran que la punta de la lapicera es completamente adaptable. Esto permite al usuario modificar su pieza impresa en 3D de una manera extremadamente precisa. Takagishi y Umezu esperan que su desarrollo ayude a que la tecnología de la impresión 3D sea más viable comercialmente.
 
 
Artículo traducido de All3DP.

2

Calidad, capas, FDM, Impresión 3D

Cuando imprimimos en 3D debemos tener en cuenta que el cabezal se mueve en la dirección Z (arriba y abajo) y en la dirección X – Y (izquierda – derecha).
 

La resolución es mucho mejor siempre en la dirección Z.
 
Por eso, la posición en la que ubicamos al modelo dentro del área de impresión va a variar la resolución de la impresión. Por ejemplo, los detalles finos y los textos (en relieve o calados) van a quedar mucho mejor si están en una superficie superior o inferior que si están en zonas laterales.
 
La orientación de la pieza se decide al momento de prepararla para su impresión. Cuando preparamos los archivos es probable que tendamos a ubicarlos de la forma en que los vamos a usar una vez impresos, “boca arriba”. Pero a veces esa no es la mejor orientación para imprimirlos. Hay que observar la forma independientemente del uso para identificar la manera en que debe quedar ubicada en la cama para optimizar la resolución.

 

También debemos intentar que el área de contacto de la pieza con el lecho de impresión sea la parte más plana del objeto para que se adhiera mejor en las primeras capas.
 
impresión 3D orientación capas
 
En esta imagen vemos un objeto que va a imprimirse bien en ambas direcciones. Pero una dirección resultará más fácil que la otra.
 
Si orientamos el objeto con los dientes de costado, en cada capa van a imprimirse todos los dientes en su totalidad. Los dientes serán más fuertes y la pieza será de mayor calidad. En cambio, si los dientes están orientados hacia arriba, en cada capa se irá achicando la superficie de impresión para formar los picos. Para lograrlo requeriremos hacer retracción y seguramente quedarán hilos que luego deberemos quitar. Además, ante golpes o fricciones las puntas correrían riesgo de quebrarse por separación de las capas.
 
En este caso, entonces, la orientación de costado es la más adecuada. El único espacio que podría perjudicarse con la orientación de costado es el interior de las cuñas laterales, ya que al quedar ubicadas arriba y abajo podrían no tener un acabado perfecto. Pero siempre será más fácil solucionar esa pequeña imperfección que reparar cada diente.
 
Más consejos:
 
Imprimir más lento para lograr mayor calidad de impresión
 
Imprimir más de un modelo a la vez para lograr la refrigeración de las capas
 
Aquí podemos encontrar más consejos para imprimir en 3D.

0

Calidad, capas, consejos, COSMOS, Cura, FDM, Impresión 3D, tips, Trimaker, Velocidad

Imprimir más lento para lograr mayor calidad
 
Cuando imprimimos una pieza en 3D por lo general buscamos resultados rápidos. Pero a veces la paciencia es la clave. Sobre todo, si se trata de que el resultado obtenido sea de calidad.
 
Probablemente uno de los mayores impactos en la calidad de la pieza es la velocidad. Cuanto más rápido se imprime, más fuerza se pone en el extrusor. Cada vez que el extrusor cambia de dirección se produce inercia, que puede causar vibraciones que luego se verán en la pieza impresa como imperfecciones.
 
La velocidad también aumenta la presión en el extrusor. Esa presión puede generar una sobre extrusión de material en momentos en que el extrusor se detiene o reduce la velocidad para cambiar de dirección. Porque la presión hace que siga saliendo filamento a través de la boquilla.
 
Este tipo de defectos se notará principalmente en las esquinas, que tendrán ligeras protuberancias que desdibujarán los ángulos nítidos.
 
Al reducir la velocidad de impresión se reducirá esta acumulación y se mantendrá la presión más pareja en toda la impresión.
 
¿Qué se considera una “velocidad lenta”? En una impresora 3D por FDM como la Trimaker COSMOS, alrededor de a 20-30 mm / s es un buen valor aproximado. En general se imprime a 50 mm / s para conseguir un buen equilibrio entre calidad y velocidad. Para geometrías muy simples se puede  imprimir mucho más rápido que esto sin sacrificar demasiada calidad.
 
La mejor apuesta es simplemente probar diferentes velocidades para tener una idea de lo que resulta mejor según el material, la máquina y lo que se desee imprimir.
 
A medida que uno se va familiarizando con su impresora 3D y con los materiales con los que trabaja, le resulta más fácil estimar la velocidad ideal para cada tipo de pieza.
 
Más consejos:
 
Imprimir más de un modelo a la vez para lograr la refrigeración de las capas
 
Aquí podemos encontrar más consejos para imprimir en 3D.

0

capas, consejos, COSMOS, Cura, enfriamiento, FDM, Impresión 3D, refrigeración, tips, Trimaker

Imprimir más de un modelo a la vez para aumentar la refrigeración
 
En la impresión 3D con la técnica FDM la calidad del resultado final está muy relacionada con el enfriamiento. Cuando hablamos de enfriamiento nos referimos a que luego de una capa debe transcurrir el tiempo justo para que el filamento depositado se enfríe lo necesario para soportar a la nueva capa.
 
Una forma de conseguir ese tiempo es imprimir dos o más piezas a la vez. Pueden ser objetos distintos o repeticiones de un mismo modelo. Lo único importante es que requieran las mismas condiciones de impresión, como tipo de filamento, grosor de capa, etc.
 
De esta manera, al haber más superficie para imprimir se le da a cada capa suficiente tiempo para enfriarse correctamente antes de que comience la capa siguiente.
 
¿Cómo imprimir a la vez dos copias de un mismo modelo utilizando Cura?
 
imprimir en 3d dos modelos con cura Trimaker Cosmos
 
– Cargar el mismo modelo dos veces. O cargarlo una sola vez y hacer clic con el botón derecho sobre él y seleccionar Multiplicar objeto.
 
– Cura está configurado para imprimir de a un objeto a la vez (porque se estima que permite lograr una mejor calidad y acelerar el tiempo de impresión de ese objeto en particular). Para cambiar esta configuración, hay que ir a Herramientas > Imprimir todos a la vez.
 
Si no queremos imprimir dos objetos -porque la pieza es muy grande o porque no necesitamos imprimir otra cosa- podemos imprimir un pequeño cilindro que sea por lo menos tan alto como la pieza principal.
 
También podemos aprovechar para hacer una prueba de impresión de un diseño que aún esté en proceso de modelado para ir detectando errores y aciertos. O imprimir una pieza que ya sabemos que siempre sale bien y es útil para el espacio de trabajo, la casa o como obsequio.
 
Más consejos:
 
Imprimir más lento para lograr mayor calidad de impresión
 
Aquí podemos encontrar más consejos para imprimir en 3D.

0

FDM, Filamento, Impresoras 3D, juguetes, mattel, PLA, Thingmaker

Thingmaker es una nueva propuesta dentro del evolucionado mundo del consumo infantil. Se trata de una impresora 3D destinada directamente a los chicos para que ellos puedan crear sus propios juguetes.
 
Además de la impresora 3D, Thingmaker incluye un software de diseño que puede usarse con iOS y Android. La app es necesaria para que los chicos puedan diseñar las piezas y enviarlas a imprimir.
 
Los usuarios –o “jugadores”- pueden elegir modelos prediseñados, como collares, pulseras, dinosaurios, robots o esqueletos. O pueden crear piezas articuladas aisladas para luego ensamblar juguetes más grandes.
 
impresora 3D para juguetes Mattel Thingmaker
 
El proyecto, que es de la compañía Mattel, está destinado a chicos mayores de 13 años. Por eso, la máquina tiene un sistema de seguridad para que los más pequeños no accedan a las zonas de alta temperatura. Las puertas se bloquean automáticamente mientras se imprime y el cabezal queda oculto a la vista.
 
El método de impresión es por FDM y el filamento que se usa es PLA.
 
Además de crear juguetes nuevos, se espera que Mattel ofrezca también la posibilidad de imprimir accesorios para sus otras líneas, como Barbie o Hot Wheels.
 
Por el momento, la impresora aún no está a la venta. Pero las expectativas son muchas. ¡Y no sólo de los chicos! La app, según sus creadores, sí está disponible y puede utilizarse, ya que es apta para otras impresoras además de la Thingmaker.
 
Así es cómo Mattel está promocionando la máquina:

 

0

Arquitectura, Construcción, FDM, Filamento, grafeno, materiales

El grafeno se conoce como uno de los materiales más livianos y resistentes del planeta. A esas cualidades se suman una extraordinaria dureza –muchísimo más que el diamante y el acero- pero con gran flexibilidad. Y, por si eso fuera poco, una notable capacidad de transmitir el calor y la electricidad.
 
Mucho, ¿no? Y si a eso le añadimos que es transparente, parece ser el súper héroe de los materiales.
 
Estructuralmente, el grafeno es una capa de átomos de carbono enlazados de manera octogonal. Pero, en lugar de ser una estructura tridimensional, es una retícula hexagonal bidimensional del grosor de un sólo átomo.
 
Bien, pero, ¿se puede usar en impresión 3D? ¡Sí!
 
Mezclada con plástico, esta sustancia ya está siendo probada para obtener filamentos ultra resistentes. Los objetos con ciertas formas impresos en 3D con este filamento “emponderado” con grafeno son 10 veces más duros y 20 veces más livianos que si estuvieran compuestos de acero.
 

 
Tinta de grafeno para imprimir en 3D
 
En Inglaterra, investigadores españoles e ingleses crearon una “tinta” que puede ser extruida por una impresora 3D para crear estructuras tridimensionales. La pasta es a base de agua y está compuesta de grafeno químicamente modificado, óxido de grafeno (GO) y reducción de óxido de grafeno (rGO) más una pequeña cantidad de un polímero.
 
De esa forma, se están pudiendo imprimir objetos tridimensionales con la técnica de FDM. Porque la pasta tiene la consistencia adecuada para ser extruida por una boquilla y que cada capa soporte el peso de la capa posterior.
 
Lo curioso es que el grafeno es hidrófobo, lo que significa que no se puede hacer una tinta de grafeno con base de agua directamente. Por eso se usa óxido de grafeno para componer la tinta e imprimir la pieza. Luego, esa pieza debe ser sometida a un tratamiento térmico en una atmósfera controlada para recuperar las propiedades del grafeno.
 
Y son precisamente esas propiedades las que hacen que el desarrollo de este material sea especialmente esperado por la biomedicina, la ingeniería espacial y la construcción de grandes infraestructuras, entre otras áreas en las que la impresión 3D está tomando envión.

0

PREVIOUS POSTSPage 1 of 2NO NEW POSTS